Background

Destaca Enriqueta Basilio 46 años después de encendido histórico @JVeracruz2014

La primera mujer en encender un pebetero olímpico, en 1968, vuelve a realizar la misma función, pero ahora en unos Juegos Centroamericanos.

Enriqueta Basilio durante el encendido del pebetero en Teotihuacán, en evento que marca el inicio de los Juegos Centroamericanos. (Foto tomada de @COM_México)

El Fuego Nuevo, que fue encendido en la zona arqueológica de Teotihuacán, Estado de México, llegó al Centro Deportivo Olímpico Mexicano (CDOM), en donde la ex vallista Enriqueta Basilio fue la encargada de prender el pebetero, informa Notimex.
 
Rodeada de amigos y ex deportistas, Basilio, quien pasó a la historia por ser la primera mujer en encender un pebetero olímpico, en los Juegos Olímpicos México 68, tomó la flama que trajo la atleta juvenil Abigail Gómez de Teotihuacán.

El Fuego Nuevo dará vida a los Juegos Centroamericanos y del Caribe Veracruz 2014, por lo que luego de la breve ceremonia, realizada en la explanada Mario Vázquez Raña del CDOM, Basilio se mostró emocionada por volver a repetir una hazaña de este tipo, como lo hizo hace 46 años.

“Me siento contenta, es como volver a repetir aquella escena en el Estadio Olímpico de Ciudad Universitaria”, dijo la ex vallista.

Se mostró emocionada por repetir un momento como éste, justo en el mes en que se conmemora el 46 aniversario de los Juegos Olímpicos de México, pues es “bonito, que me sigan tomando en cuenta para esto que me llena de emoción”.

Fue una breve pero emotiva ceremonia en donde Enriqueta Basilio volvió a estremecer a los asistentes al CDOM, como hace 46 años cuando con paso firme subió cada uno de los escalones que la condujeron hasta el pebetero.

“Es como volver a vivir, ver a mis amigos, que están igualitos; como el caso de los boxeadores que los veo y no tienen arrugas”, sonrió la ex atleta.

Basilio Sotelo consideró que es bueno tener este tipo de acciones y que sea tomada en cuenta para seguir con una tradición en el país, ya que con el Fuego Nuevo Centroamericano se inicia el camino a los Juegos Olímpicos Río de Janeiro 2016.

El acto

El evento se realizó con la presencia de los gobernadores del Estado de México, Eruviel Ávila, y de Veracruz, Javier Duarte, además de autoridades deportivas. 

Tras el desfile de las 31 banderas que integran la Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe (Odecabe) y luego del paso de las banderas de este organismo y del Comité Olímpico Internacional (COI), el presidente del Comité Olímpico Mexicano, Carlos Padilla, agradeció que en este lugar se haga el acto que da inicio a la justa.

"Quiero agradecer a todas las autoridades por el apoyo para llevar a cabo esta trascendental ceremonia para el olimpismo de Centroamericana", declaró.
Indicó que México es raíz deportiva que une civilizaciones propias y además es un sitio en donde surge el evento más añejo de la historia del deporte de México.

Padilla Becerra agregó que el país no es sólo una vitrina del presente, sino también un mosaico cultural formado por miles de años de historia, "es un máximo exponente de civilizaciones milenarias que hoy dan pauta para tener en México los juegos más antiguos en la historia del olimpismo".

Lleno de simbolismo y sincretismo cultural, la zona arqueológica de Teotihuacán se convirtió un momento de historia. Un recuento de significado de la vida en donde los dioses fueron testigos de hacer posible el nacimiento de un nuevo Sol.

Significado especial

El presidente de la Odecabe, Héctor Cardona, calificó como un día especial el momento en que se lleva a cabo la ceremonia del encendido del Fuego Nuevo, que también tiene como significado el valor que los atletas tienen en sus corazones para dar batalla por el triunfo.

Mientras, los gobernadores Eruviel Ávila y Javier Duarte destacaron que tener en esta zona histórica cultural del país una ceremonia de este tipo, es símbolo de hermandad entre los pueblos de la zona mesoamericana.

Ante un sol quemante, los sacerdotes, vestidos a la usanza antigua, condujeron el ritual de la llama centroamericana, y el olor a incienso marcó el momento de purificación de los dioses para llevar el fuego al puerto de Veracruz.

Entre las pirámides de la Luna y el Sol, la sesión ceremonial dio trazo al camino que deberá seguir la llama hasta llegar el 14 de noviembre al estadio Luis "Pirata" Fuente para la apertura de la edición 22 de los Juegos Centroamericanos.

De sacerdote a gobernador

La flama del Fuego Nuevo fue entregada por el sacerdorte principal al gobernador mexiquense Eruviel Ávila, quien hizo el relevo al presidente de Odecabe, Héctor Cardona, que a su vez lo pasó al presidente del COM, Carlos Padilla, para que lo entregara al mandatario veracruzano Javier Duarte, quien hizo lo propio con la atleta veracruzana Abigail Gómez.

Gómez, especialista en lanzamiento de jabalina, fue el primer relevo que tendrá la flama hasta su llegada al Puerto de Veracruz el 14 de noviembre entrante.

En este lugar, que en náhuatl quiere decir "donde los hombres se convierten en dioses", cada cuatro años se llevaba a cabo la ceremonia del Fuego Nuevo, con motivo de los juegos centroamericanos y panamericanos, que marcan el recorrido del ciclo olímpico a los juegos veraniegos subsecuentes.

La ceremonia del fuego nuevo fue recreada por unos 200 bailarines y media docena más de personas ataviadas como antiguos sacerdotes aztecas.

Danzas y música azteca inundaron el ambiente en la base de la pirámide de la Luna con este rito precolombino dedicado al dios del fuego Huehueoteotl para marcar el inicio de un nuevo siglo en su calendario de 52 años.

El fuego será llevado al estado de Veracruz el 6 de noviembre para un recorrido de 275 kilómetros por 11 ciudades con 1.100 portadores.

Los actos cívicos estuvieron a cargo de 47 jóvenes de la escolta y banda de guerra de un centro de bachillerato del Estado de México y también participó la orquesta universitaria de música popular de Xalapa.

Fuente: http://sipse.com (Con información de Notimex y Efe)

Categories: Share

Leave a Reply